Insider

6 consejos clave para la gestión de activos

Escrito por Juan Hernández el diciembre, 10 2020

Mantente Informado

    CONTÁCTANOS
    Regresar al Blog
    Juan Hernández

    Director de Servicios LATAM

    La infraestructura de una empresa es esencial para su éxito, por este motivo, las organizaciones deben priorizar una excelente gestión de activos. Contar con equipos y herramientas funcionales contribuye a que los equipos alcancen mejores resultados.

    Asimismo, mantener un rígido control de los activos empresariales evita la ocurrencia de fallas operacionales y reduce los riesgos inherentes a un flujo de trabajo poco funcional.

    Este tipo de gestión se fundamenta en una política cuyo principal objetivo es garantizar el buen uso de todos los recursos técnicos del negocio mediante la mejora de los procesos de mantenimiento, el cambio de los equipos y la compra de nuevos dispositivos cuando sea necesario.

    Ante el panorama actual, la gestión de activos cobra una importancia especial y es una parte clave de las rutinas administrativas, que se asocia a la rentabilidad y a la estabilidad de las operaciones, pues reduce costos y previene paros indeseados, entre otras cosas.

    Dicho esto, en las próximas líneas te mencionamos algunos consejos que te ayudarán a desarrollar esta gran labor con éxito.

    gestión de activos

    1. Crea una base de datos de activos

    Contar con una base de datos bien estructurada de todos los activos es fundamental para entender la forma en que cada uno opera en la empresa. En este sentido, es indispensable poner atención tanto en los datos técnicos como en el registro de los servicios realizados por cada elemento.

    Una base de datos adecuadamente organizada aporta informes e informaciones esenciales para la identificación de los activos que presentan problemas crónicos, como necesidad de mantenimiento frecuente. Asimismo, posibilita detectar cuáles deben ser sustituidos para evitar costes excesivos a raíz de recambios constantes de piezas y baja productividad.

    2. Planifica el mantenimiento

    Planificar y programar el mantenimiento de los activos es esencial para reducir los costos, una vez que permite organizar la producción considerando únicamente los equipos disponibles en determinado período. Es decir, la parada programada evita problemas operacionales, dado que el gestor puede administrar las actividades con más eficiencia.

    En este sentido, cuando se planifica las instancias de mantenimiento es posible:

    • reducir el inventario de piezas para recambio;
    • prolongar el ciclo de vida de los equipos;
    • incrementar la eficiencia de los equipos;
    • disminuir la cantidad de horas extras no planeadas;
    • mitigar el número de horas sin producción de los equipos;
    • optimizar los procesos en la cadena productiva.

    Por lo tanto, recuerda la célebre frase “prevenir es mejor que curar”, pues es una constante en la realidad de la gestión de activos.

    3. Optimiza la gestión de inventario y materiales

    Una forma eficiente de controlar los activos es realizando una excelente gestión de materiales y de inventario priorizando el equilibrio.

    En este sentido, es posible alcanzar un alto grado de eficiencia cuando la empresa tiene la cantidad de materiales necesaria para asegurar las operaciones, sin que exista un gran excedente de insumos en los inventarios.

    Para lograrlo, entre otras cosas, conviene basarse en la clasificación ABC para los materiales y tener un sistema tecnológico de monitoreo.

    Asimismo, la empresa debe centrarse en la compra de materiales e insumos de buena calidad en proveedores certificados y reconocidos en el mercado, pues esto favorece la economía de costos y disminuye las instancias de mantenimiento, así como las paradas.

    gestión de inventario

    4. Moderniza los procesos

    La tecnología debe ser utilizada a favor de la gestión de activos de un negocio, centralizando el acceso a la información y fomentando un intercambio de datos mucho más ágil y acertado.

    Por medio de diversos software y soluciones, las empresas pueden tener un control más rígido sobre el inventario de piezas, materiales e insumos, así como identificar el mejor momento de hacer mantenimientos, recambios y compras.

    Si bien adquirir un software de gestión de activos de punta representa una importante inversión, con el paso del tiempo se convierte un instrumento de optimización, ahorro y rentabilidad.

    5. Adopta indicadores de desempeño (KPIs)

    Este punto está directamente relacionado con el tip anterior, ya que un software de gestión de buena calidad posibilita la realización de cálculos considerando diferentes fuentes de datos y los centraliza con la intención de mejorar la accesibilidad a la información.

    Entre los principales Key Performance Indicators para la gestión de activos encontramos:

    • Tiempo de resolución (TRSL) y de respuesta de incidencias (TRSP): Aportan información al respecto de los plazos de resolución de las averías considerando diferentes niveles de criticidad. En esencia, permiten que los gestores verifiquen el tiempo de respuesta de los proveedores de acuerdo con el tipo de problema presentado por el activo.
    • Tiempo promedio entre fallos (MTBF): Ante la mirada del gestor, es el tiempo promedio de un equipo que funciona hasta que requiere reparo.
    • Tiempo promedio de reparación (MTTR): Es el tiempo necesario para que se efectúe un reparo.
    • Frecuencia de Fallos (FF): Este KPI ayuda a controlar la vida útil de los dispositivos reduciendo los costos relacionados con los mantenimientos.

    Sin duda, al utilizar KPIs adecuados y coherentes es posible tomar decisiones con mucha más seguridad y confianza.

    tipos de kpi

    6. Implementa dashboards de monitoreo

    Al implementar un sistema de gestión, asegúrate de que presente datos mediante dashboards. En efecto, contar con información resumida es esencial para mejorar la visualización de los datos generados por los equipos y así, optimizar la gestión de los activos.

    Tanto la interactividad como el carácter intuitivo de los dashboards son esenciales para extraer información, efectuar comparaciones y, de esta manera, ocasionar un proceso de toma de decisiones mucho más efectivo y ágil.

    Sin dudas, enfocar esfuerzos hacia la correcta gestión de activos no solo contribuye a la reducción de costos, sino que también ayuda a aumentar la productividad de los mismos.

    Como puedes ver, es totalmente posible mejorar la gestión de activos de tu empresa. Para alcanzar excelentes resultados en esta labor necesitas, en conclusión, tecnología de punta, seguimiento continuo y planificación.

    ¿Te han gustado los tips, pero aún tienes dudas sobre este tema? Te invitamos a dejar un comentario y te ayudaremos con gusto.

     

    Comentarios: